Chubut: cómo combatir los efectos de los incendios

Chubut.-El INTA participa de una mesa interinstitucional que busca recuperar las más de 40 mil hectáreas de bosques nativos alcanzados por el fuego y brindar apoyo a más de 30 productores afectados.

El INTA participa de una mesa interinstitucional que busca recuperar las más de 40 mil hectáreas de bosques nativos alcanzados por el fuego y brindar apoyo a más de 30 productores afectados.
Chubut: cómo combatir los efectos de los incendios

En lo que va del año, la variabilidad climática no da tregua. A los eventos de escasez hídrica o inundaciones que se dieron en algunas regiones del país, se sumó una serie de incendios ocurridos en parques andinos patagónicos en la provincia del Chubut. Con más de 40 mil hectáreas de Bosques Nativos afectados por el fuego, el INTA trabaja en tareas de recuperación de esa zona y brinda apoyo para más de 30 productores perjudicados.

“La provincia de Chubut y la Secretaría de Agricultura Familiar entregó fardos de pasto para productores que no podrán ascender al bosque durante las invernadas. Además, desde el INTA capacitamos sobre el control sanitario adecuado para cada establecimiento y sobre pautas de suplementación y manejo del rodeo”, expresó Javier Mariño, el jefe de agencia del INTA El Hoyo –Chubut–.

Las tareas de recuperación son diagramadas y ejecutadas por la Mesa de Desarrollo de la Comarca Andina, creada en 2012 para asistir al sector productivo y que está conformada por los Municipios de Lago Puelo, El Hoyo, Epuyén y Cholila, la Corporación de Fomento del Chubut (CORFO), la Secretaría de Agricultura Familiar, la Secretaría de Bosques de la provincia, el SENASA, el INTA y Parques Nacionales junto a cooperativas y asociaciones de productores.

De acuerdo con un relevamiento socio productivo realizado por la mesa interinstitucional, hay alrededor de 20 productores afectados en la localidad de Cholila –Chubut– y otros 15 en la zona de El Desemboque del río Epuyen, que perdieron los alambrados de hacienda y la zona de pastoreo, ya que el fuego afectó pastizales de grandes dimensiones donde realizaban la invernada de los rodeos.

En este sentido, la primera medida fue la entrega de forrajes para un total de mil cabezas de ganado con el fin de asegurar la suplementación a resguardo durante la invernada. Además, se prevé que cuando se extinga completamente el fuego se reconstruirán gradualmente los alambres perimetrales para la cría de hacienda.

Los incendios afectaron cerca de 40 mil hectáreas de pastizales naturales y bosques nativos que deberán atravesar un largo período para comenzar la recuperación natural de las especies. Por esa razón, el especialista que trabaja en el lugar aseguró que “durante años esas áreas deberán ser resguardadas y evitar el pastoreo en la zona para que pueda regenerarse la cobertura vegetal”.

En ese sentido, los productores deberán implementar el encierre a corral y tener en cuenta que “si utilizan alambrados eléctricos y potreros más chicos, deberán manejar muy bien las rotaciones para aprovechar los recursos forrajeros de forma eficaz y más ordenada para que los animales no sufran la falta de alimento”, explicó Mariño.

Fuente: InfoCampo